lunes, 2 de abril de 2018

Atracción Sexual.


Hasta ahora hemos hablado de asexualidad como la poca o nula atracción sexual hacia otras personas, pero ¿qué es realmente la atracción sexual? la hemos mencionado, para marcar la diferencia de atracción sexual, deseo sexual y libido1, y la hemos manejado para hablar de las orientaciones sexuales2, sin embargo, ha llegado el momento de ahondar más en el tema, la atracción sexual es la atracción física o emocional que siente una persona hacia otra y que de ella surgirá la sensación o sentir de desear el contacto o acto sexual en sí con una persona. Es lo que comúnmente pasa a varias personas alosexuales3 cuando observan a una persona, les es posible sentir esta atracción sexual y les permite pensar en tener un acto sexual con aquella persona, lo que corrientemente se dice que: les “prende”, los “calienta”, los pone “cachondos” entre otros sinónimos.

En palabras simples la atracción sexual es: El deseo o sentimiento involuntario  de una persona de tener un acto sexual con otra, solo por el hecho de que sea esa persona.

Esta definición es la base y el pilar de dónde se basará la definición de la asexualidad, la atracción sexual debemos de entender que es un sentir inconsciente en el sujeto que lo direcciona hacia otra persona, cuando el sujeto que es capaz de sentir esta atracción sexual, es afectado por tal atracción y la acepta, es cuando en esta persona empieza a surgir a la par un deseo sexual, pero no siempre van ligados4. La atracción sexual al ser correspondida de igual manera por la otra personas es lo que efectúa que pueda llevarse a cabo el acto sexual, de una manera consensuada pero en este acto sexual, está también involucrada esta atracción sexual que ha surgido en ambos sujetos y que ambas partes dan su consentimiento para participar en ello, no es solamente por satisfacer un mero deseo que aparentemente liga o une el acto sexual, sino que es la atracción o condición que surge en el sujeto de manera primaria y que posibilita el acto sexual con la otra persona de una manera más íntima, física y emocional con un grado fuerte de correspondencia mutua que es generada por la atracción sexual.

Modelos de atracción sexual primaria y atracción sexual secundaria.

Sin embargo, existen dentro de la asexualidad algunos espectros que nos mostraran una diferencia de niveles, en tanto que sentirán esta atracción sexual pero en diferentes situaciones (Demisexuales y gran parte del espectro asexual), por ello, para poder identificar estas diferencias y ser más claros entre sus puntos determinantes de un espectro u otro y encontrar las diferencias con las personas alosexuales se crea cierto modelo, lo cual solo da una diversidad más al gran tema de la sexualidad humana y de las orientaciones sexuales

1. Atracción sexual.

Ya hemos dejado claro lo que hemos de entender por atracción sexual. Dentro del concepto de asexualidad esta atracción se siente de manera poco frecuente (Gris-asexual), bajo circunstancias específicas (Demisexualidad y los espectros de la asexualidad) o de manera nula (Asexualidad), para poder entender los diversos niveles de atracción se ha creado un modelo el cual funciona de una manera parecida al modelo de atracción romántica.

Además, debemos entender que la atracción sexual es una medida subjetiva de cada persona, de la cual dependerá de la percepción individual de cada sujeto y esta no será de la misma manera que la que se presentan en otros, además dependerá igualmente de la orientación sexual o el espectro asexual en el que se considera.

1.1. Atracción Sexual Primaria.

La atracción sexual primaria es instantánea, surge a partir de la información disponible al momento de encontrarse con algún sujeto, esta información es dada ya sea por su imagen, su aroma, su voz, etc.

1.2. Atracción Sexual Secundaria.

La atracción sexual secundaria en cambio surgirá en cuanto pasa el tiempo, dándose de esta manera una conexión y relación más fuerte, dependiendo de la fuerza con la que la que se perciba esta relación, es como surgirá inconscientemente en el sujeto la atracción sexual hacia la otra persona.

¿Cómo nos ayuda esto en los términos de orientaciones sexuales y espectros de la asexualidad?

Esta pregunta es fundamental para dar la base y la razón de la existencia de dicho modelo, debemos recordar que dentro del espectro asexual existen los demisexuales, muchas veces no se puede diferenciar de una manera intuitiva tal parte del espectro y se cree que solo son personas que están esperando al indicado para tener relaciones sexuales, lo cual no es correcto, pues la demisexualidad no va referida al interés, proyectos de vida o el momento indicado que la persona esté esperando para llevar a cabo el acto sexual, sino que surge inconscientemente en la persona sin que esta lo esté esperando o canalizando, los demisexuales al igual que todo lo referido a la asexualidad, no son una decisión de vida, es algo que se encuentra de manera innata en el sujeto y que se va descubriendo a lo largo de la vida, nos ayuda a que los demisexuales logren ubicar la diferencia con la alosexualidad (aquellas personas que sienten la atracción sexual tanto primaria como secundaria), este modelo nos ayuda también a entender a los fraysexuales y otros espectros que pudiesen surgir en la asexualidad. Así también nos ayuda a entender de una mejor manera el cómo nos sentimos atraídas sexualmente hacia las personas y como funciona tal atracción

De tal manera que terminaremos teniendo un cuadro comparativo de la información dada hasta ahora, de la siguiente manera:

Orientación sexual o espectro Asexual.
Atracción Sexual Primaria.
Atracción Sexual Secundaria.
Alosexual
Si
Si
Demisexual
No
Si
Fraysexual
Si
No
Asexual
No
No


El que la atracción sexual esté presente o no en un individuo no lo hace ni mejor ni peor, no podemos atribuir el cómo se nos presenta la atracción sexual como una forma de dar grados de “pureza” en las personas asexuales o alosexuales.

Para muchos asexuales o personas dentro del espectro es complicado intuir la definición de atracción sexual y es porque no la tenemos presentes en nuestra vida diaria o en las relaciones amorosas que algunos pueden entablar, mientras que para las personas alosexuales, es complicado intuir tal atracción ya que la dan por hecho de que se presenta en toda relación y de manera correspondida a una misma variante, sin necesidad de jamás cuestionar los diversos procesos en los que surge la atracción y el deseo sexual de las personas, lo cual no muestra esta línea aún disidente y muy delgada donde la atracción sexual y el deseo sexual parecen encontrarse pero sin jamás diluirse completamente.

La atracción sexual es ese primer punto naciente del erotismo, los actos y las relaciones sexuales que posibilitan el llevarlas a cabo, pero que no por ello siempre estará ligada a tales conceptos, esta atracción sexual es la que no nos es posible capturar, pero tampoco se presenta en la asexualidad y en los pocos momentos en que se da es cuando nos damos cuenta que caemos en esta parte gris de la asexualidad, donde los matices y la diversidad aún fluyen, pero que dejaremos el tema de la grisexualidad para otro momento.

La atracción sexual, es complicado de definir para muchas personas, grupos y comunidades, este primer esbozo nos muestra solo esa delgada línea, las personas asexuales son carentes de esta atracción, pero las personas dentro del espectro o de lo gris de la asexualidad, al sentirla en raras ocasiones aun escapa a una manera de ser representada, esto no quiere decir que son personas alosexuales, o que reprimen tal atracción (ya que como hemos visto es algo involuntario e inconsciente de la persona) pero que es difícil de transmitir a los demás por su grado de complejidad y el no poder expresar en palabras ese sentimiento que escapa de un discurso que lo trate de limitar.

Notas:

1. Para más información seleccione Aquí.

2, Para más información seleccione Aquí.

3. Personas que son capaces de sentir la atracción sexual. Para más información seleccione aquí (Articulo en proceso).

4. Ya hemos mencionado a lo largo de todo este blog que el deseo sexual no conlleva de una manera necesaria a una atracción sexual. Para más información seleccionar Aquí (Articulo en proceso).

No hay comentarios.:

Publicar un comentario